Giuseppe Traverso

Imaprte clases de Jñana Yoga y Sama Yoga


Giuseppe Traverso

De pequeño era un niño ingenuo, muy despistado con referencia a los objetos y a la vez muy atento y consciente – sin saber de serlo – de las emociones y estados de ánimo de las personas a mi alrededor.
Me acerqué al estudio del yoga a partir de mi necesidad como joven adulto de conocer en profundidad como funcionamos y quienes somos: nuestra psique, los valores, las actitudes y todos los factores – que van más allá de la pura psicología – que están a la base de nuestra infelicidad o felicidad. Quería comprender de verdad lo que nos otorga la capacidad de generar valor positivo para uno mismo y para los demás en la vida desde la calma, en lugar de vivir tensos, seimpre buscando desde el afán y el vació, en posturas interiores de defensa-ataque hacia uno mismo, los demás y la vida.

En 2012 encontré en Bal mi futuro maestro, Svami Vagiśananda Sarasvati, del linaje de Svami Dayananda Sarasvati (www.arshakulam.org), con el que empecé a estudiar los Upanishad y los textos védicos en los que se origina el concepto mismo de “yoga”.

A partir de 2014 integré mis estudios de yoga y psicología con Radha, Carol Whitfield, psicoterapeuta y profesora de psicología oriental-occidental en el CIIS, Universidad de Berkeley, California. Radha, que pertenece al mismo linaje de Svami Dayananda Sarsvati, nos enseñó progresivamente a comprender la mente tanto desde la visión occidental como desde la visión védica-oriental.

En asana yoga me formé con mi amigo y maestro, Sky Akasha Caitanya, creador de Sama Yoga, una disciplina que combina la más antigua tradición del yoga físico con el qigong. El objetivo de Sama Yoga es volver a la plena aceptación de uno mismo, mediante la atención interior: los asana, con la fluidez del baile y del tai-chi llevan los alumnos a tomar conciencia de su cuerpo, sus estados mentales y emocionales, desarrollando más y más equilibrio y harmonía.